En la noche de velitas, María enseña a amar la voluntad de Dios

Fotos: Centro de Comunicaciones Diócesis de Cúcuta

Las vísperas de la Inmaculada Concepción de la Bienaventurada Virgen María, se celebraron en la Diócesis de Cúcuta con la Sagrada Eucaristía, presidida por el señor Obispo, Monseñor José Libardo Garcés Monsalve, quien bendijo las velitas que esa noche serían encendidas en los hogares cucuteños.

La noche de velitas ilumina a los cristianos católicos el camino para llegar al Señor a través de su Madre, María. “Ella fue preservada del pecado original, fue elegida por Dios para ser la llena de gracia, sería Ella la que colaboraría con la redención del mundo”, explicó Monseñor en la Catedral San José la noche del 7 de diciembre.

“Son muchas las virtudes de María en las que podemos reflexionar; hoy el Evangelio nos presenta el misterio de la anunciación, cuando Ella acepta la misión que se le ha confiado”, expresa el Obispo que así mismo, “nosotros que no entendemos las dificultades por las que pasamos, debemos aprender de la Santísima Virgen, a hacer y amar la voluntad de Dios”.

Suscríbete y recibe noticias y actualidad de nuestra Diócesis

Noticias Diocesis, Últimas noticias